De la inspiración a la copia hay un paso.

O eso dicen.

Hace unos días, unas semanas sin haberlo planeado, sin saber aún cómo surgió en Twitter el “Día mundial de la Bordería”.

De repente aquello estaba lleno de tú me has copiado, no tú a mi, lo siento (aunque no hubiera nada que sentir), ya es tarde, pídeme perdón públicamente, y tú que intereses tienes, y tú eres wedding planner y tú no lo eres… Así, tal cual y hubo un momento en que yo creí que estaba dentro de una canción de Pimpinela. Y a mi,canciones de Pimpinela sólo “La Telenovela” o “Al compás de esta muñeira” y a poder ser en una fiesta de prao y con amigos al lado.

Aquello traspaso lo público de Twitter y llegaron los mensajes privados, las conversaciones por wasap, las conversaciones cara a cara y las llamadas de teléfono y es que no puedo mentir,me gustan (nos gustan) los cotilleos de los patios de vecinos. Nos gustan mucho. Y twitter es eso, un patio de vecinos.

La cosa que es que aquel día paso entre risas y comentarios. Y yo recordé entre aquellos comentarios a aquella profesora de universidad que tenía tantos aires y tanto sabía que siempre bromeábamos diciendo que ella había inventado la profesión. Y esto, extrapolado al mundo de las bodas… ¿quién inventó qué en las bodas?

Los americanos. Eso os lo digo yo. Los americanos han inventado todo, todito, todo. Y no hay más. Nosotros nos lo hemos traído, adaptado a nuestras costumbres, a nuestros gustos… Nos hemos inspirado y hemos copiado mucho pero no hay nada de malo en esto.

¿Dónde termina la inspiración y empieza la copia?

Vete tú a saber… Inspiración es meterte en Pinterest y rebuscar… Y encuentras una foto de unas flores metidas en un tarro de cristal de yogurth y colgadas de un árbol… Te inspiras. Y lógicamente, cambiará el escenario, el árbol del que cuelga o la mesa dónde están apoyadas… pero alguien podrá pensar que es una copia al usar flores y tarros de yogurth…. Porque si, porque alguien habrá sido el primero que ha usado los recipientes de yogurth y el día que nos la monté podemos echar todos a correr… Todos, también él que decidió enrollar una cuerda a su alrededor… Ah no! Ese se inspiró… pero vosotros seguir corriendo porque ya hay que escapar de dos… que al de la cuerda también le hemos copiado.

Inspiración es estar al tanto de lo que se lleva y no se lleva. Y si ese año se traen las hortensias millones de bodas tendrán hortensias. Si ese año se trae lo vintage posiblemente muchas mesas de decoración de bodas tendrán tapetes de ganchillo. Y ojo, que os la estáis jugando.. que aquí mi abuela lleva toda la vida con tapetes de ganchillo encima y debajo del cristal de la mesa camilla. Y encima del sofá. Y cuando los puso no había Pinterest que te inspirará… ¿será mi abuela la inventora del “pon aquí ese tapetito niña que queda muy mono”? Por si acaso.. correr!

Inspiración es gastarte cinco euros (o más) en una de esas revistas de novias y que se compran todas las personas que nos gustan las bodas. Ver una foto que te gusta de un ramo, marcarla, llevársela al de la floristería y decirle “quiero uno igual”. Uys! ya te has pasado de la inspiración y has copiado… ¿o acaso el que copia ahora es el floristero?

Inspiración es ver una boda decorada con palés. Y sacar los de tu abuelo debajo del hórreo y usarlos en tu próximo evento. Vaya! Ya has vuelto a copiar. En esta ocasión igual te libras de correr porque los del PP también decoraron un mitín de Mariano con palés y oye, ha tenido mayor repercusión por aquello de salir en la televisión, así que el inventor del palé en los eventos estará corriendo detrás de ellos.

Inspiración es buscar como usar el tul en tu boda para decorar… pero sólo buscarlo, porque como se te ocurra colocar un poco de tul en una postura idéntica a una foto….¡has copiado! Ya la hemos vuelto a liar… ¿y ahora qué? Prueba a hacer lo mismo con pana… que eso creo que no se ha inventado.

Inspiración es rebuscar en páginas de fuentes gratuitas para elegir una para tu invitación de boda. Encontrar una que te guste. Escribir tu texto. Y una vez escrito alguien te dice “has copiado a fulanoymengano porque esa tipografía es de ellos” ¿Perdona? Es de una página gratuita y yo he escrito lo que me ha dado la gana…

Inspiración es leerte mil blogs, mil webs, mil páginas de Fb… buscando las ideas originales para una boda… pero ya lo sabes, si pones en práctica una de esas ideas igual te pasas a la copia…

Inspiración es ver fotos de alianzas y querer tener una de las tuyas. Y las alianzas alianzas son, muchas formas de colocarlas no hay.. Ya está! Ha vuelto a pasar! Y tú ya tenías que estar corriendo.

Es tan fina la línea que separa la inspiración de la copia. Y nosotros nos hemos vuelto tan tontos con qué nos hemos copiado.

Lo que falta aquí es un buen profesor. Un profesor de los de antes. De los de “Profe, Manuelita me ha copiado”, “Muy bien, castigado tú por chivato”.

Hablo de inspiración en decoraciones, en rincones, en lugares… No hablo de diseños. Copiar un diseño literalmente es mal. Eso lo sabemos todos….pero también sabemos que los diseños van con las modas… así que habrá temporadas en que haya muchos diseños muy parecidos, prácticamente iguales… Y muchos no serán copias… pero si este año se traen los lunares azules y rojos… Habrá muchas cosas que lleven lunares azules y rojos. Eso es así. Verdad de la buena. Los diseños libres que hay por la red son nuestros amigos. Aunque luego algún listillo los registre.

Si los tonos pastel triunfan esta primavera, millones de invitaciones de boda serán en tonos pastel. Si se traen los vestidos con tul y plumeti, todos los diseñadores usarán ese tejido. Si alguien decide que un photocall en las bodas mola, habrá muchos photocalls.

Hace tres años, por el mes de septiembre yo llené mi sala de trabajo de pompones… inventé los pompones? Debo echar a correr detrás de la gente que ha decidido que los pompones llenen sus rincones y sus paredes? No me apetece mucho la verdad. Correr nunca fue lo mío y tengo que reconocer que ya hace tres años, yo encontré una foto de los pompones en Internet. Cachis! Ahora soy la que tengo que correr del que colgó aquella foto… y lo peor es que no sé de quién corro!!!

Así que… disfrutemos de las cosas bonitas que hacen las bodas y sus mundos más bonitos y especiales. Disfrutemos de las modas.

Disfrutemos de combinar esto con aquello. Y con lo de más allá. Que un corazón es un corazón aquí y en la China, lo haya dibujado quién lo haya dibujado. Y que un lazo en una boda siempre queda bien. Y una flor. Y un palé. Sea quien sea quién lo haya inventado.

Que alguien decidió que tirar arroz daba buena suerte, que alguien creyó que aquello de decir “si quiero” estaba bien, que alguien se casó por primera vez.. Y aún no nos he visto correr delante de ellos!

… y el día que los americanos salgan de sus webs bonitas y sus programas de televisión para bodas ya podemos correr ya…

Que son un montón a los que hemos copiado… menos mal que dicen que los europeos estamos más en forma!

Anuncios

18 comentarios en “De la inspiración a la copia hay un paso.

  1. Cuanta razón!
    Hay gente que piensa que ha inventado el aire, pero todos, absolutamente todos hemos copiado, bueno… Queda mucho mejor decir que nos hemos inspirado Jeje 😉

  2. Yo creo que la linea es muy fina. En cualquier caso, tanta inspiración, tanta tanta… a mi me carga un poco. Por que al final todas las bodas son iguales. Palés, fardos de hierba, pompones, decoración vintage… Si mi abuela levantara la cabeza y viera un palé en una boda!! Ay mamina!
    Pero como bien dices, todo está inventado.

  3. Ay! que me da algo!! jajajaja pero como me he reído con tanto correr!!
    Y es que tienes toda la razón, que poquitos genios hay en este mundo que inventen algo de verdad! y es curioso porque yo tuve una larga etapa de mi vida en la que me hacía toda mi ropa y veía un vestido que me encantaba y me compraba la tela, pero de otro tipo y otro color, y le ponía botones, pero de otra clase y en vez de manga corta se la ponía larga…y al final los dos vestidos se parecían como un huevo a una castaña, vaya! nada de nada, así que puedo decir orgullosa que yo no copiaba, me inspiraba ;D

  4. jaajaja, cuánta razón, y qué bien contado. Yo no sé quién de nuestras abuelas se podría colgar el cartel de inventora del tapete de ganchillo, están ahí ahí! 😉

    Yo creo que la copia no hace daño a nadie, o la inspiración o como quiera llamarse. (Obviamente, no hablamos de temas legales como la propiedad intelectual) En el mundo de las bodas quizá no todo esté inventado, o “reinventado”, pero copiar la idea de otra pareja porque te gusta y te sientes identificado con esa idea, a mí me parece uno de los mejores halagos que pueden hacerte.

    • Eso es lo que yo pienso… pero hay gente que no lo tiene tan claro… Y cómo bien dicen en Twitter si pasas por caja tu copia es menos copia…

      Respecto a las abuelas…lo dejamos en un empate! Seguro que ellas no se pelean por un tapete aquí o allí!!!!

  5. Ta eres la caña! Di que si, ya esta bien con tantas tonterias que tu me has copiado, ah no fuiste tu!! Y resulta que al final el que ha copiado fue el primero que apuntó el dedo hombre! Me quito el sombrero!!

  6. Enhorabuena por el post, cuánta razón!! he leído por ahí que cuando pagas ya no es copia, y una boda es como comprar un móvil, cada año cambian las tendencias y se mejora el “producto” en este caso, el servicio, y si es lo que se lleva, quién copia a quién? lo ves, y si te gusta pues lo pones, además por mucho que te copies en diseños, formas, detalles, cada boda es ÚNICA.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s