¿Vamos de Feria?

No.

Hace casi un año este blog empezaba su andadura. Coincidía con la celebración de las distintas ferias de bodas que se organizan por Asturias y decidimos recorrerlas todas y contaros lo que veíamos. No era la primera vez que lo hacíamos, años antes las habíamos recorrido para nuestro interés personal.

Este fin de semana han vuelto las ferias (o han continuado porque menudo final de 2012 y año 2013 llevamos) y nosotros nos planteamos si volvíamos a recorrerlas para contaros todo lo que vemos o pasábamos. Y hemos decidido que este año, pasamos. Este año no vamos de ferias. ¿Pasamos de todas las ferias? No, os lo advertimos. Estamos seguros que de aquí a que finalice la temporada de ferias nupciales/de novios/showroom de bodas o como quieran llamarlas nos entrará la curiosidad y pisaremos alguna de ella, aunque sólo sea para saludar a ese proveedor de boda que tanto incordiamos durante el 2012 y tan bien se portó. Y se porta.

¿Por qué pasamos de las ferias? Es fácil. Como antiguos novios preparando bodas, no les vemos utilidad. Nunca le hemos sacado algo de provecho. No decimos con esto que las ferias no sirvan para nada, quizás es que nosotros no hemos sabido exprimirlas pero a nosotros, ni nos han ayudado ni les hemos pedido ayuda.

Llevamos unos 3 años acudiendo a ferias de bodas y llevamos ese mismo tiempo preguntándonos a quién se le ocurrió fijarlas el último trimestre del año. Si te casas el próximo año, a estas alturas ya tendrás la mayoría de los proveedores contratados y si te casas para el siguiente, probablemente pienses que es muy pronto y no acudas a la feria. Así que, novios del 2015, coger vuestro calzado más cómodo y recorrer todas las ferias de este año, las del próximo os pillarán tarde.

Durante estos tres años de visitantes a ferias hemos flipado, pero flipado con la proliferación de las mismas. De tener 1 feria en Asturias a tener 2, de tener 2 a 3 y de repente, sin darnos cuenta tenemos más de 10. Más de 10 ferias de bodas en Asturias. ¿Esto qué es lo qué es? ¿Nos hemos vuelto locos? No sé a quién, pero a alguien se le ha ido las manos con los eventos del sector nupcial. Y mira que nos gustan, pero es que lo mucho cansa.

Si, tanta feria de boda cansa. Y los organizadores y proveedores deberían darse cuenta de ello. ¿Por qué cansan?

-Cansan porque son todas en un período corto de tiempo.

-Cansan porque Asturias no es Castilla La Mancha y si te casas, no te importa cogerte el coche para acercarte a Gijón, Oviedo u otra ciudad para acudir a una feria. Una gran feria. La mayoría de las ferias tienen lugar en un radio de 30km. No digo nada más.

-Cansan porque no hay proveedores para tantas ferias. Esto es así. no es bueno generalizar pero vistas una feria, vistas casi todas. Y es normal. Asturias es pequeñina (y galana) y los proveedores de servicios de boda son los que hay. Buenos la mayoría de ellos, pero son los que hay. Por lo tanto, muchos de ellos repetirán feria tras feria (con el esfuerzo económico, de tiempo y personal que esto supone para muchos) con sus productos y servicios.

-Muchos proveedores de servicios de bodas optan por no ir a las ferias. Y en ocasiones, muchos de ellos son de lo mejorcito en lo suyo. De las ferias que visite cuando me encontraba preparando mi boda, no contraté ningún proveedor en ellas y puedo decir, que como mucho dos de mis proveedores acudían a ellas. Los demás los descubrí (y se dejaron descubrir) por otros medios.

-Repetitivas. Muchas ferias son repetitivas. Que sí, que estamos en crisis y ahorrar gastos y mantener tarifas y precios está muy bien pero repartir el mismo flayer desde el año 2010 no tanto. Que sí, que de esto sólo nos damos cuenta las frikys que vamos año tras año, pero todos tenemos amigas y amigos casaderos o que se han casado con los que comentamos. Y no es por ná, pero en mi grupo de amigos hay apuestas a ver si este año se repite el flayer más antiguo de la historia de las ferias de bodas que nosotros conocemos.

-No son ferias. Son jornadas de puertas abiertas. La mayoría de las ferias se realizan en hoteles o restaurantes que intentan captar a novios e invitan a los que ya han decidido que su boda será en ese lugar. Y los hoteles y restaurantes, con toda su buena intención, ofrecen alternativas a los novios para contratar el resto de servicios y no tienen que responder por ellos pero convendría. No estaría nada mal que el restaurante/hotel donde se celebrará la feria o jornada tuviera fe ciega en todos los expositores y diera a los futuros novios la seguridad de que todos los servicios que encuentren allí, son de la calidad del establecimiento. Pero no siempre es así, al final, no deja de ser una feria y si pagas por stand vas, independientemente de que alguien de la “organización” conozca tu trabajo. Por esto, somos más amigos de las ferias con invitación a los expositores.

-No suelen ser cómodas de visitar. En los recintos suelen meter todos los expositores posibles, creando pasillos estrechos y liosos. A la media hora de estar allí no sabes por dónde has pasado y por dónde no. Además, batirás tu récord de recogida de folletos por minuto. Y terminarás saliendo de allí con un montón de folletos pero sin saber de donde provenían algunos de ellos. Apostemos por unos pasillos espaciosos y unos stand bonitos que demuestren el trabajo que hay detrás. Unos stands que vendan, que entren por los ojos, unos stands que hagan que seamos nosotros los que nos acerquemos a por el folleto y no que el folleto venga a nosotros.

-Ofertas de feria inexistentes o que se mantienen durante 4 meses y que te aplican aunque contrates en otra fecha… ¿Qué oferta de feria es esa?

-Sorteos. Sorteos muy apetecibles y que rellenarás. Y no leerás la letra pequeña y a parte de no tocarte nada, te pasarás 3 meses con llamadas pérdidas en el móvil, mensajes con promociones y mails invitándote a contratar servicios. Yo no sé las demás novias, pero yo descarté a estos proveedores desde el primer mensaje. Será que a mi lo de a puerta fría nunca me va, y que soy más de ir a buscar a los proveedores a que estos me busquen a mi y sobre todo, que enviarme 7 mensajes para que me haga el traje en una tienda no es la mejor estrategia de marketing, para mi.

… ¿queremos decir con esto que las ferias no tienen nada bueno? No. Si no tuvieran nada bueno no habríamos ido varias veces. Ni les habríamos cogido un poco de cariño. No somos expertos en marketing, posiblemente no tenemos ni idea de cómo vender un producto ni conocemos las acciones de venta para llegar al público potencial, lo único que sabemos es nuestra visión y el cómo nos sentimos visitando las ferias como novios.

… ¿queremos decir con esto que las ferias de novios deben desaparecer? No. Son necesarias y tienen su espacio pero sí creemos que deben reinventarse. En Asturias, sería perfecto tener una gran feria anual que reuniera al número máximo de proveedores. Sería perfecto y necesario. Después, si los hoteles, restaurantes o cada uno en su propia casa quiere enseñar a sus proveedores de confianza, perfecto. En su casa y a sus invitados, como cuando recomendamos a los amigos que se compren la Thermomix. Y con la experiencia de que esos proveedores trabajan bien. O al menos con la misma calidad y profesionalidad que el establecimiento.

…¿queremos ir de listillos con este post? No. Esto es un blog de opinión. Y este post es eso, nuestra opinión. Ni más ni menos. Y pasamos de las ferias pero estamos seguros de que nos encontraremos en alguna de ellas. Aunque suene a contradicción. Aunque sólo sea por lo mucho que nos gusta cotillear.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s